CM / OPINION / Los Intereses de un Niño

Los Intereses de un Niño

Si es usted uno de nuestros fieles lectores, creo que a estas alturas del mes notará que nuestros artículos, en esta sección, han estado relacionados con los más pequeños de casa, con los niños. Claro esto no es casualidad.
Como bien sabemos, celebramos el día del niño en nuestro País el 30 de Abril, es por eso que nos hemos enfocado en tratar temas relacionados a la infancia durante este mes, así que hoy no será la excepción.
Seguro conoces a algún niño que pareciera estar obsesionado con los dinosaurios, algo que si ponemos atención es de lo más común. Seguro ni siquiera le otorgamos importancia a un pasatiempo como ese, pero ¿Queda solo como eso? ¿Es solo un pasatiempo?
¿Recuerdas haber sido de esos niños? Puede que sí, aunque no sea aun algo en lo que inviertas mucho tiempo pensando. Pero muchos de esos niños pueden nombrar sin problema casi 20 dinosaurios, tu y yo estimado lector, con suerte lograremos 10, y tal vez es confiar demasiado.
-Oye pero mi hijo para nada se obsesiona con los dinosaurios, es más, creo que ni le interesan en lo más mínimo-
Te creo, no es que a todos les surja interés por los mismos objetos, hay quienes se enfocan más en los coches, en manualidades, experimentos, el espacio, los insectos, animales, etc. A eso le podemos llamar un “interés intenso”.
Esto es cuando en el niño se despierta un interés muy intenso por aprender sobre cierto tema en especial, o diferentes a la misma vez. Algunos padres se preocupan y piensan que es algo que puede llegar a convertirse en una clase de obsesión enfermiza, o bien puede resultar algo complicado o tediosos escuchar al niño hablar sobre lo mismo a toda hora.
Pero para comprender la importancia, y oportunidad, de la existencia de un interés intenso, debemos saber que no solo se trata de un pasatiempo, sino un suceso especial que puede tener una duración determinada, y se puede aprovechar.
Esas ganas de saber y aprender sobre los dinosaurios, por ejemplo, impulsará un mejor desarrollo cognitivo, e incluso emocional en tu hijo. Su aprendizaje se volverá más activo en la práctica, y no solo esperará respuestas, sino que las buscará, preguntando o incluso investigando. Eso me imagino debe dar gusto más que molestia.
Y es de esta manera como la constancia y el esfuerzo se convierten en valores un poco más desarrollados en el infante.
-Aun así, todo el día me está hablando sobre los barcos y aviones-
Bueno, esto no tiene por qué ser un calvario, e inclusive puedes ayudar al niño a controlar ese interés, promoviendo así que permanezca más a lo largo del tiempo. Para eso puedes intentar:
Generar oportunidades de aprendizaje: Aquí es el momento de no solo utilizar como herramienta los dispositivos electrónicos, también hay libros, actividades, etc. No frenes el aprendizaje del menor, impúlsalo a seguir buscando más.
La vida no gira solo entorno a los dinosaurios, o los insectos, marca los tiempos destinados a hablar sobre lo que le interesa a tu hijo, de esa manera hará más amena tu platica con él, prestando más atención y de esa misma manera tu hijo se sentirá valorado y apoyado, bases para una sana autoestima.
No te limites a solo un tema, ayúdale a descubrir nuevos temas de interés.
No menosprecies los gustos de tu hijo, puede que tal vez no domines el tema, si quieres estrechar lazos con tu descendencia, aquí está tu oportunidad, tú también puedes aprender, y si juegas bien en la dinámica, tal vez incluso puedas incluir a tu hijo en los temas que a ti te interesan, o creas que serán de mejor provecho para él.
“Pasar tiempo jugando con tus hijos, jamás será perder el tiempo”
¡Nos vemos en la próxima edición!

Checa Esto

Agresor, Espectador y Víctima

En esta semana se celebró el día Mundial contra el Acoso Escolar (02 de Mayo), …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *